Zenu Radio

El suicidio una situación que podemos evitar

Opinión. Por: Alexandra Zafra Galvis, especialista en psicología clínica

Ingresa a consulta paciente de 14 años de edad, quien refleja fondo triste, con dificultad en la expresión de emociones y pensamiento, al iniciar la valoración no establece contacto visual, refiere continuas inseguridades las cuales le impiden hablar asertivamente y mirar a los ojos. Se aborda sintomatología indagando estado de animo deprimido desde hace tres meses; perdiendo el interés de las actividades educativas y familiares. Afirma ser valorado por el área de nutrición por su perdida de peso, por inapetencia en alimento que antes refería gustar. Reporta insomnio (dificultad para conciliar el sueño), falta de energía careciendo de atención y concentración, por tal motivo se encuentra con bajo rendimiento académico. Refiere pensamientos de muerte estructurados y conductas de cutting (autolesión en brazos y piernas) “ya busqué la cuerda, pero siempre algo me impide hacerlo” afirmación que ha expuesto a su progenitora, pero ella muestra poco interés en el estado mental del menor, citando que dicho comportamiento es por llamar la atención por la separación con su padre.

Esta es una de las historias que me puede llegar a consulta, evidenciando los principales riesgos de una conducta suicida en la adolescencia; presentando depresión mayor y carencia de apoyo primario (familiar).

Lamentablemente en Colombia se identifica estereotipos o mitos que perjudican a un menor de edad, contando solo con juicios sociales que inestabilizan o refuerzan los pensamientos suicidas.

  • “el solo llama la atención”
  • “ si se quiere mater hágalo ya”
  • “el que quiere morir no avisa, solo lo hace”
  • “él siempre se la pasa solo, es algo normal”
  • “los niños siempre dicen mentiras”
  • “si se quiere matar ya lo hubiera hecho”
  • “en la adolescencia es normal querer morir”

Afirmaciones que requieren ser eliminadas al momento de hablar de un menor de edad que se encuentre pasando por dificultades emocionales o pensamientos negativos.

Es importante mencionar las principales causas asociada al suicidio; el Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses destaca que en situaciones de maltrato, duelos, enfermedades físicas /mentales y en su gran mayoría dificultades familiares son los casos más frecuentes evaluados en el país, como lo podemos ver en nuestro personaje en donde su única red de apoyo no se preocupa por su salud mental, minimizando los síntomas depresivos y manifestando que dichos comportamientos son por llamar la atención.

Padres de familia, acudientes, instituciones educativas es importante creer siempre al menor de edad lo que dicen, el 90% de las personas que se suicidan han manifestado su deseo de morir por medio de afirmaciones, imágenes, comentarios y comportamientos. No tenga miedo de hablar del suicidio con su familiar o conocido que pueda estar presentando síntomas depresivos, no aumentara el riesgo de que lo haga sino al contrario ayudará a modificar sus pensamientos y acudirá a un profesional del tema. Ponga atención a lo que escribe, a lo que ve y escucha, supervise el acceso a redes sociales, paginas de internet o juegos que invitan a morir. Finalmente, si llega a notar cambios en su comportamiento habitual, mala alimentación, insomnio, disminución o aumento de peso, desinterés en las actividades y aislamiento social, acuda urgentemente a profesiones del área de la salud mental.

Entre todos podemos prevenir el suicidio.

Zenu Radio