Zenu Radio

Preparado el proceso

Todo llega a su tiempo. 

En ocasiones nos enfrentamos a situaciones que nos hacen suponer que pasamos por una dura prueba de vida, observamos que todo nuestro panorama se oscurece, percibimos que la vida es cruel, difícil y llena de complejidades en torno a la existencia del ser humano, nos llenamos de obstáculos que son difíciles de superar, creemos que tenemos una mala racha y se nos dificultad superar una serie de limitantes en medio del camino.  Cuando llegan este tipo de pensamientos, no nos damos cuenta que la vida nos pone a prueba para afianzas nuevas habilidades y prepararnos en tiempo divino a cumplir con un gran propósito de vida.

Tal vez este tipo de circunstancias nos pueden generar una sensación de derrota porque sentimos que hemos perdido una gran batalla, inestables porque tenemos una alteración frecuente con el carácter, desdichados porque algún suceso en específico nos produce un gran dolor e inferiores porque vivimos acomplejado con lo que nos hace falta tener.

Si algunos de estos argumentos resuenan contigo o con alguna persona cercana a ti, es importante que sepas que estas interpretaciones son exclusivas de la persona que lo siente. También es posible que a nivel emocional estas condiciones puedan estar generando cualquiera de las siguientes emociones; agobio, confusión, desanimó, envidia, fervor, humillación, lástima, molestia, nostalgia, odio, pena, rabia, soledad, temor, vacilación. 

Mi invitación para hoy es que reflexiones acerca de la situación que vives actualmente y aprendas a identificar las oportunidades de aprendizajes que este tipo de experiencias quieren regalarte y sobre todo a que estés dispuesto a pasar todas las pruebas difíciles y vivir la experiencia del proceso hasta que llegue el tiempo en que este totalmente preparado para asumir una nueva misión de vida. También necesito que sepas que Dios quiere que todos los seres humanos vivamos con gozo, paz, tranquilidad y alegría, pero si tu dejas entrar lo negativo a tu vida pones todo lo maravilloso por fuera, ya que el espacio que le das a lo positivo en tu mente es muy limitado o nulo.

Esto me mueve a preguntarte ¿Cuáles son tus mayores aprendizajes del proceso más arduo que has vivido y que lograste superar?

La forma como respondemos a esos momentos difíciles es lo que realmente define el tipo de personas que eres y también lo que te hace valorar la forma como afrontas los eventos adversos. Ahora lo que muchas veces no validamos es que cuando una persona es capaz de navegar por esas situaciones difíciles se está regalando la oportunidad de crecer interiormente a través de su propia historia de vida porque aprende a valorar la felicidad desde una nueva dimensión que le hará ganar mayor fuerza interior y mucha sabiduría en su ser.

Una de las emociones que se convierte en el enemigo para disfrutar cada etapa del proceso es la impaciencia, ya que cuando lo sentimos, estamos propensos a ser personas que tendemos a perder la esperanza porque queremos salir apresuradamente de esa prueba, se experimenta una angustia porque especulamos que todas esas adversidades duraran para toda la vida. También es posible comenzar a sentirnos abrumados por la situación y hasta culpables por experimentar tanto sufrimiento. Por tal razón es importante fortalecer nuestro interior, llenarnos de fuerzas y buscar herramientas que nos ayuden a cultivar la paciencia para soltar el control sobre dicho proceso de aprendizaje.

Mi recomendación es buscar apoyo profesional de un coach, psicólogo o terapeuta, de acuerdo al caso de cada persona, para identificar el tipo de proceso que necesitan iniciar. También es importante tratar de comprender y/o interpretar los pensamientos, juicios y emociones que están moldeando a la persona que vive esta experiencia, para acompañarlo a hacerse responsable de la situación que vive y promover el desarrollo de una autoestima sana.

Hay una frase de Alvin Toffler que dice: el cambio es el proceso por el cual el futuro invade nuestras vidas” 

Por eso es importante aprender a gestionar nuestras emociones, a modular todos nuestros pensamientos, atender con prioridad aquellos asuntos que son relevantes y que necesitan ser atendidos con urgencia para permitirnos tener una vida llena de bienestar a nivel físico, mental, emocional, espiritual. A transformar la forma como observamos la realidad que vivimos, avanzar en medio del proceso y hacernos responsables de cada una de nuestras elecciones.

En este preciso instante quisiera que empieces a verte como una persona capaz de superar todos los obstáculos que estén implícitos en el proceso, enfocado en sacar el máximo provecho en cada situación y dispuesto a trabajar para lograr finalizar cada etapa de tu proceso con valentía.

Recuerda ¡no apresures los procesos, todo tiene un orden divino!


Mi labor como facilitador de tu ser emocional, consiste en acompañarte amorosamente a vivir un proceso de aprendizaje, en donde puedas escucharte a ti mismo para reconocer los factores que han moldea tu mundo interpretativo (creencias/juicios/emociones) que te limitan y te impiden transformar la realidad que percibe hoy como observador.


Te invito a que me sigas en todas mis redes sociales como @JohanaPelaezcoach para compartir experiencias.


Si quieres conversar acerca de la situación que vives reserva una sesión en mi perfil de Tijiko